Office for the Prevention of Domestic Violence

Help Available

Violencia Doméstica: Cómo Encontrar Seguridad y Apoyo - La Policía y Los Tribunales

Tabla de contenido (Versión pdf/fácil de imprimir - 3MB)

La Decisión De Recurrir a La Policía y a Los Tribunales

En 1994, el estado de Nueva York aprobó la Ley de Protección Familiar e Intervención en Casos de Violencia Doméstica, la cual requiere que las jefaturas de policía traten la violencia doméstica como el delito serio que realmente es. Sin embargo, dado que su seguridad está en juego, usted es la persona más indicada para decidir si recurrir a la policía es lo que más le conviene.

El decidir involucrar la policía u obtener una orden de protección no es una decisión fácil. Un defensor le puede explicar cómo funcionan los trámites con la policía, los tribunales y demás sistemas administrativos locales. No dude en contactar a un defensor del programa local sobre violencia doméstica para plantearle sus dudas o preguntas.

¿Cómo me puede ayudar un defensor?

Las secciones a continuación le brindan información básica sobre cómo le pueden ayudar la policía y los tribunales en el estado de Nueva York. Sin embargo, el sistema administrativo no funciona de igual manera en todo lugar, y no todos los casos son iguales al suyo. Por dichos motivos, si usted piensa recurrir, o ya recurrió, a la policía o a los tribunales, es una buena idea comunicarse con su programa local de violencia doméstica y hablar con su defensor.

Entre otras cosas, los defensores por víctimas de violencia doméstica pueden asesorarla acerca de cómo funcionan las cosas en su comunidad. Ellos le ayudarán a sopesar los pros y los contras de servirse del sistema, y la guiarán por el proceso completo para que usted haga una denuncia policial, obtenga una orden de protección, registre una violación o haga una petición de custodia.

¿Cómo Me Puede Ayudar La Policía?

Si usted es víctima de violencia doméstica, la policía puede:

Si llama a la policía

Si usted llama a la policía por una emergencia, ellos deben venir a investigar la emergencia. Para que la policía haga un arresto, deben tener pruebas suficientes que indiquen que alguien cometió un delito lastimándola o amenazándola. Esto se conoce como "motivo fundado".

"Si tiene miedo o se siente abrumada cuando llegue la policía, dígales, ‘Permítanme un minuto para reponerme’".
-- Sobreviviente de violencia doméstica

Cuando llegue la policía, dígale:

La lista a continuación le muestra las cosas que se pueden utilizar como evidencia. Si puede hacerlo de manera segura, guarde copias de todo lo que crea que podría servir en su caso, inclusive:

¿Bajo qué circunstancias realizará la policía un arresto?

La Ley de Protección Familiar e Intervención en Casos de Violencia Doméstica de 1994 obliga a la policía a considerar la violencia doméstica como un delito serio.

El estado de Nueva York tiene leyes de "arresto obligatorio", lo que significa que, bajo ciertas circunstancias, la policía debe realizar el arresto. Para que el arresto obligatorio tenga validez, usted y su abusador deben ser considerados como "miembros de la misma familia o del mismo hogar". Esto quiere decir que usted está casada, estuvo casada, tiene un hijo con el abusador, tiene un parentesco consanguíneo con él, tiene una relación íntima con él o la tuvo en el pasado. (Consulte el cuadro en la página 28). Si esa definición es pertinente en su caso, el arresto obligatorio se hará si:

Delito: El delito mayor es el más serio de la categoría de delitos y conlleva una pena de más de un año de encarcelamiento. Un ejemplo de delito mayor es agresión en segundo grado, la cual se define como una agresión que tiene como resultado lesiones físicas graves, tales como fracturas o lesiones provocadas con un arma, causando "dolor considerable o el impedimento de una facultad física" que dure un período de tiempo.

Delito Menor: El delito menor se castiga con hasta un año de prisión. Un ejemplo de delito menor es la agresión en tercer grado, la cual tiene como consecuencia lesiones físicas acompañadas de "dolor considerable o impedimento de una facultad física".

Contravención: Una contravención a veces se denomina "una falta". Una contravención no se considera técnicamente un delito. Se castiga con hasta 15 días de cárcel. Un ejemplo de una falta sería el acoso en segundo grado: una amenaza verbal, una bofetada o un empujón que no cause lesiones físicas.

Existe una excepción a la ley del arresto obligatorio. Si ambas personas han cometido delitos menores categóricos, la policía debe determinar quién fue el "agresor principal". Esto significa que se tiene que determinar quién es más responsable por lo sucedido. Según la ley, la policía cuenta con factores a examinar con motivo de determinar quién es el agresor principal. En estas situaciones la policía tiene permiso para arrestar solamente al agresor principal.

El análisis del agresor principal no es pertinente en casos de delitos mayores.

A veces se hacen arrestos por "faltas". La policía puede arrestar a una persona si ellos, los oficiales, son testigos de la falta cometida. Incluso si la policía no fuese testigo, usted tiene derecho a presentar una querella si se cometió una falta en su contra. La policía puede ayudarle con esto o brindarle información sobre los trámites judiciales. Pida ayuda a su defensor en cuestiones de violencia doméstica, si es necesario.

Si su pareja la ha acosado o amenazado más de una vez, o si usted tiene miedo de que la lastime en un futuro, dígaselo a la policía, puesto que eso podría ser la prueba que necesitan para entablar cargos por delito menor, en vez de una falta.

En el año 2008, se realizó un cambio importante a la forma en que la ley de familia y la ley penal del estado de Nueva York definen al "miembro de la familia o del mismo hogar". Ahora se incluye a las personas que mantienen (o mantuvieron) una relación íntima. Un resultado de dicha ley es que el arresto obligatorio ahora abarca a este grupo de personas.

Regrese arriba

El informe de incidentes de violencia y su declaración

El informe de incidentes de violencia es un formulario del estado de Nueva York. Cada vez que la policía responde a una llamada de violencia doméstica, están obligados a rellenar y entregarle una copia del informe, incluso cuando no se hace un arresto. El informe debe incluir la siguiente información:

Su declaración forma parte del informe. Su declaración es una descripción por escrito de lo que ocurrió. La declaración en el informe se puede usar en el tribunal. Escriba su declaración con atención. Si el inglés no es su idioma principal y usted no comprende lo que está escrito, pida un intérprete o no lo firme. Prestar una declaración falsa es ilegal.

El informe es un registro oficial de lo que ocurrió cuando la policía acudió a su llamada. Su abogado lo puede presentar ante el tribunal de familia, ante el fiscal o ante el juez en una causa penal. Es importante que guarde una copia de dicho informe.

¿Qué sucede cuando se hace un arresto?

Cuando llegue la policía, posiblemente arresten a su pareja o le den una cita de comparecencia, dependiendo del delito. Si se hace un arresto, llevarán a su pareja a la jefatura de policía o precinto para ficharlo en preparación para la instrucción de cargos. La instrucción de cargos se lleva a cabo en el tribunal y es cuando el juez lee el informe del arresto al supuesto abusador, o "demandado". Se le imputan cargos (por ejemplo, agresión en tercer grado) y demás detalles del incidente. La instrucción de cargos se debe llevar a cabo dentro de las 24 horas del arresto. Durante la instrucción de cargos, el juez puede liberar al demandado, detenerlo bajo fianza o sin fianza.

Usted debe suponer que el abusador puede ser puesto en libertad en cualquier momento después del arresto.

Esta decisión se toma con la suposición de que él regresará a la próxima comparecencia judicial. Es importante que usted planee su protección personal, dado que posiblemente su pareja intente comunicarse con usted si lo liberan. Usted debe suponer que pueden liberarlo en cualquier momento después del arresto.

Durante la instrucción de cargos puede suceder lo siguiente:

Cada condado en el estado de Nueva York cuenta con un fiscal elegido por votación pública. La oficina del fiscal está formada por el fiscal mismo y los subfiscales. A veces se les conoce como el "procurador". La oficina del fiscal actúa en representación de los habitantes del estado de Nueva York. Ni el fiscal ni los subfiscales, la representan a usted personalmente. Sin embargo, debe llamar a la oficina del fiscal para obtener información sobre su caso; está en su derecho de hacerlo. Su programa local de violencia doméstica puede ayudarle con los trámites de la oficina del fiscal. Tenga presente que posiblemente el subfiscal en la instrucción de cargos no sea el mismo a quien se asignó su caso.

Si tiene preguntas sobre lo sucedido en la instrucción formal de cargos, comuníquese con el tribunal o con la oficina del fiscal. El tribunal le informará si se emitió una orden de protección. De no haberse emitido una y usted quiere una orden de protección, háblelo con el personal de la oficina del fiscal. Es posible que no pueda obtener una hasta que su pareja regrese a la próxima cita judicial. Si cree que su vida corre peligro, comuníquese con la policía.

Después de la instrucción formal de cargos, es posible que el personal de la oficina del fiscal o su defensor se ponga en contacto con usted. Posiblemente tenga que reunirse con alguien de la oficina del fiscal. Esta persona le preguntará lo que pasó y responderá a las preguntas que usted tenga. Es una buena idea escribir el nombre y el número de teléfono de la persona con la que hable, por si tiene preguntas más adelante. Un caso penal demora mucho tiempo, por lo que es importante saber a quién llamar si necesita información.

Cita de comparecencia: si se emite una cita de comparecencia, en ella se le exigirá a su pareja que se presente al tribunal en una determinada fecha para responder a los cargos. Dicha fecha se fijará varios días después o más tarde. Por lo tanto, es importante que planifique su seguridad personal. Si sucede otro incidente antes de que su pareja se presente en el tribunal, llame nuevamente a la policía.

¿Y si la policía no maneja la situación como yo esperaba?

Habrá ocasiones en que la policía no manejará la situación de la manera que usted esperaba. Si así sucede, trátelo con el defensor de víctimas del programa de violencia doméstica quien le dará recomendaciones.

¿Qué sucede si la arrestan?

A veces las mujeres abusadas son arrestadas. Esto sucede cuando el abusador miente acerca de lo que ocurrió y la policía cree que la víctima en realidad es él, o si la policía no identifica correctamente al agresor principal. Esto también puede suceder si usted comete un delito mayor, aunque haya sido en defensa propia.

Si usted es arrestada, consiga un abogado. El tribunal debe proporcionarle un abogado de oficio, sin costo alguno, si usted no tiene los recursos económicos para contratar uno. Este abogado se conoce como defensor público. Todo condado en Nueva York cuenta con una oficina de defensores públicos y se le dará información sobre cómo obtener uno en la cita de instrucción de cargos.

Pídale a su abogado que se comunique con el subfiscal a cargo de su caso para explicar su situación. Si en ocasiones anteriores la policía respondió a la llamada y usted fue identificada como la víctima, no olvide decírselo al abogado. No se comunique directamente con la oficina del fiscal. Si se le procesa por un delito penal, usted es el "acusado" y ellos no pueden hablar con usted sin un abogado presente.

Un defensor de víctimas del programa de violencia doméstica también le puede ayudar si la arrestan. Esta persona le puede ayudar a analizar sus opciones y a comprender el proceso judicial, como así también estar presente cuando usted hable con su abogado.

Regrese arriba

¿Qué Es Una Orden De Protección?

Una orden de protección es un documento emitido por un tribunal, el cual puede protegerla del acoso o el abuso. En una orden de protección, el juez fija límites en cuanto al comportamiento de su pareja. Entre otras cosas, el juez (ya sea de un tribunal penal, de familia o de la corte suprema) puede:

Una vez emitida la orden de protección, solamente un juez puede modificarla. Si la orden incluye una disposición en la que se ordena mantenerse alejado, y su pareja llega al hogar, él está violando la orden y debe ser arrestado. Quizás usted crea que la situación justifica la visita, tal como el cumpleaños de su hijo, pero el sólo hecho de que él está ahí constituye una violación a la orden. Si usted quiere que se modifique la orden, debe solicitarlo ante el juez.

Las órdenes de protección son válidas en cualquier estado o territorio del país, sin importar dónde se emitieron, lo que algunas veces se conoce como "entera fe y credibilidad". Si la orden no ha caducado y tiene los nombres correctos de las personas en ella citadas, la policía debe considerarla válida y ejecutar su cumplimiento.

¿Cómo obtengo una orden de protección?

Su caso debe ser presentado ante un juez. Existen dos tipos de tribunales que ofrecen medidas de protección a las víctimas de violencia doméstica: el tribunal penal y el tribunal civil.

El tribunal de familia es un tribunal en lo civil que tiene como objetivo protegerlos a usted y a su familia. Puede dirigirse este tribunal si usted tiene o tuvo los siguientes vínculos con el abusador:

Otro resultado de la modificación de la definición de "miembro de familia o del mismo hogar" de la ley de 2008 es que las personas que mantienen (o mantuvieron) una relación íntima ahora pueden obtener una orden de protección civil de un tribunal de familia. Ejemplos de una relación íntima son: personas que tienen o tuvieron un noviazgo, vivieron juntas o tuvieron una relación con alguien del mismo sexo.

El juez del tribunal de familia puede emitir una orden de protección y tomar decisiones que tengan que ver con cuestiones de custodia, régimen de visitas y sustento de menores. El juez puede ordenarle al abusador que pague por los gastos relacionados con el abuso, tales como atención médica y daños a la propiedad.

El procedimiento a seguir si se quiere solicitar una orden de protección es el siguiente:

Algunas veces se demora varias horas antes de que su caso pase ante al juez en el tribunal de familia. Esté preparada para esperar todo el tiempo que sea necesario, posiblemente todo el día. Ciertos tribunales tienen guarderías infantiles donde le pueden cuidar los niños mientras usted espera. Si el tribunal no tiene una guardería infantil, quizás sea mejor que otro adulto la acompañe y se ocupe de los niños mientras usted espera. Ciertos tribunales tienen dos salas de espera por separado, de manera que usted pueda esperar en una sala diferente a la de su pareja. Muchas veces un defensor del programa sobre violencia doméstica puede acompañarla.

Muchos dicen que una orden de protección del tribunal de familia mejoró su estado emocional, e incluso aumentó su autoestima y sentido de seguridad.

Tribunal penal: independientemente de la relación que mantengan usted y el abusador, un tribunal penal puede emitir una orden de protección después de que el abusador haya sido acusado de un delito. En ciertas zonas, el tribunal penal es el tribunal local. La policía o el fiscal pueden solicitar una orden de protección del tribunal, o usted misma puede pedirla. Tal como en el tribunal de familia, la orden de protección será temporal hasta que se cierre la causa. Dicha orden temporal normalmente se extiende entre las fechas judiciales. Una orden de protección penal permanente puede emitirse, por un periodo de 2 a 8 años, una vez que la causa ha finalizado, dependiendo del delito imputado al abusador. Si desea más detalles de este proceso, consulte la sección titulada "¿Qué sucede cuando se hace un arresto?".

La corte suprema también es un tribunal en lo civil. Si está en proceso de tramitar un divorcio, una separación o una anulación, puede pedir una orden de protección por medio de su abogado en todo momento antes del juicio o antes del acuerdo definitivo. Cuando la orden de protección forma parte de una orden de divorcio tramitada en una corte suprema, ésta es permanente y no caduca. Sin embargo, el solicitar modificaciones a una orden emitida por una corte suprema es difícil y costoso. Por lo tanto, le sugerimos que pida que la orden incluya una disposición que indique que toda futura modificación de la misma se pueda tramitar en un tribunal de familia.

Usted puede obtener órdenes de protección de más de un tribunal al mismo tiempo. Por ejemplo, usted podría tener una orden de protección del tribunal penal, pero necesita tratar cuestiones que tienen que ver con la custodia, el régimen de visitas o el sustento de menores. En dado caso, se recomienda que usted obtenga otra orden de protección del tribunal de familia para tratar esos temas. Si tiene más de una orden de protección y son confusas, o si no sabe si debe obtener otra, comuníquese con un defensor.

Regrese arriba

¿Cómo Decido a Cual Tribunal Ir?

Al elegir un tribunal, tenga en mente lo siguiente:

Tenga presente que a veces la decisión de recurrir a un tribunal penal se toma sin consultárselo a usted. Esto puede suceder si la policía responde a un incidente y arresta al abusador.

Los trámites judiciales pueden ser frustrantes y confusos. Un defensor del programa local sobre violencia doméstica le puede ayudar con este proceso.

Otros Tribunales y Recursos

En los últimos años, se han abierto otros tipos de tribunales y existen otros tipos de recursos específicamente destinados para ayudar las personas abusadas por su pareja. Entre otros: tribunales de violencia doméstica, tribunales integrados de violencia doméstica y centros de justicia familiar.

Los tribunales de violencia doméstica cuentan con un juez, la procuraduría y con personal de apoyo (tal como un coordinador de recursos y un defensor que vela por los intereses de las víctimas). Estos tribunales tratan tanto casos de delitos menores, como casos de delitos mayores, dependiendo del tribunal en particular. Además, pueden monitorear más de cerca a los infractores, dado que se especializan en casos de violencia doméstica solamente.

Los tribunales integrados de violencia doméstica cuentan con un juez que trata casos penales de violencia doméstica, como también asuntos relacionados con la familia (por ejemplo, custodia y régimen de visitas). Algunas de estos tribunales también tratan procedimientos de divorcio. El propósito de estos tribunales es evitar que la mujer abusada tenga que ir a diferentes tribunales y comparecer antes diferentes jueces para recibir la ayuda que necesita. Se deben reunir ciertas condiciones para que su caso sea tratado en un tribunal de familia y procesado en un tribunal integrado de violencia doméstica. El juez le informará si su caso ha sido trasladado a un tribunal integrado de violencia doméstica.

Los centros de justicia familiar son lugares que reúnen bajo un mismo techo diferentes servicios para la mujer abusada. Entre los servicios se citan: fiscales, oficiales de policía, defensores de los derechos de la víctima, asistencia médica y servicios para niños. Al igual que los tribunales integrados de violencia doméstica, los centros de justicia familiar ayudan a que se reduzca el número de lugares a los que la mujer abusada debe asistir para recibir los servicios que ella y sus hijos necesitan.

No todas las regiones del estado cuentan con estos tipos de tribunales y centros. Los tribunales integrados de violencia doméstica son los más comunes. La mayoría de los neoyorquinos viven en un condado que cuenta con un tribunal integrado de violencia doméstica. Existen pocos tribunales de violencia doméstica y aun menos centros de justicia familiar. Si su zona cuenta con uno de ellos, posiblemente su caso sea remitido ahí automáticamente. Si quiere saber si existe uno en su zona, comuníquese con el programa local sobre violencia doméstica.